Componentes hidráulicos inteligentes de LuK de Schaeffler Automotive Aftermarket

3/06/16 / LuK / Notas de prensa de producto

Componentes hidráulicos inteligentes de LuK de Schaeffler Automotive Aftermarket

Cambio hacia el futuro

MADRID, 1 de Junio. Ya se trate de una aceleración regular partiendo de cero, un rápido cambio de marcha, un funcionamiento más suave del motor o menos ruido, los componentes actuales del embrague deben cumplir muchos requisitos que influyen considerablemente en la comodidad de conducción. El centro del accionamiento del embrague hidráulico lo constituye el sistema de desembrague, la conexión entre el pedal y el embrague, que resulta vital para la experiencia de conducción. El embrague tiene que ser fácil de utilizar para que la potencia de accionamiento pueda controlarse de forma segura o interrumpirse en cualquier momento, pero esto no siempre ha sido así. Hasta la década de 1980, los embragues mecánicos eran la norma. La presión aplicada al pedal del embrague por el conductor era transmitida mediante un cable a un mecanismo de palanca situado dentro de la carcasa del embrague, y el embrague se accionaba mediante la palanca y un cojinete de desembrague.

Este sistema ahora ya está casi obsoleto, porque la tecnología no proporciona la comodidad al cambiar de marcha que exige el conductor moderno. Estas mayores demandas de comodidad también han dado lugar a compartimentos del motor más pequeños y ajustados. Un cable ya no puede discurrir en línea recta entre el pedal del embrague y la palanca, algo necesario para ofrecer comodidad al cambiar de marcha y mantener el desgaste y la fricción al mínimo.

Descárgate el documento completo